Tags

Related Posts

Share This

La MansaGuman nace

 

La MansaGuman nace y se hace pública en un momento particular del país y es, a la vez, una hija de los tiempos. Es una apuesta periodística crítica, incisiva y deslenguada, hecha por mujeres.

Es de conocimiento público que gran parte de los medios de comunicación está controlado por grupos empresariales nacionales y transnacionales, lo cual pone en entredicho la libertad de expresión y de información en Chile. A esta realidad, La MansaGuman agrega la histórica y persistente ausencia de las mujeres como referentes y expertas en la generación de opinión sobre los “grandes debates nacionales”. Con excepción de los asuntos de belleza, maternidad y crianza, cocina y jardín, para los medios de comunicación la voz de las mujeres es marginal. Así también, la pauta periodística aborda los temas que les son propios –como la violencia, la brecha salarial o el aborto clandestino– con prisma de minoría o grupo especial o vulnerable, y no como situaciones que impactan en la vida de la mitad de la población.

La MansaGuman se concibe como un medio que busca instalar la palabra de las mujeres en el debate público nacional y dar igual relevancia a otros temas que la miopía machista política, social y cultural ha relegado al cajón de la cocina.

Se ha vuelto recurrente en los medios de comunicación y en la conversación política y social la frase “Chile cambió”. Sí, se ve y se siente. Se soslaya, sin embargo, que lo que estamos viviendo es el resultado de un tiempo y de un quehacer que marca, a cada unx a su manera, la historia y la vida de quienes habitamos este país. Y esto es particularmente relevante en el caso de las mujeres.

Las jóvenes son pueblo y dirigentas de la llamada generación sin miedo que explicita en una consigna el malestar acumulado y cocinado a fuego lento de parte importante de la población. ¿Quién dijo que no estábamos? Más bien, no nos han querido ver. Mujeres de todas las edades, de la casa y de la calle, perseguidas y resistentes, nos reconocemos y somos parte y voz del tropel y la oleada que hace hoy a Chile distinto. La MansaGuman, a no dudarlo, es feminista porque reconoce en las antiguas y en las contemporáneas la agencia de las mujeres en la transformación de la sociedad, la ciencia, la economía, la política, la cotidianidad, el amor y la vida. El feminismo hace que estemos aquí, de pie.

La MansaGuman define que su pauta informativa develará aquellos espacios donde las mujeres están presentes, la agenda que las define, que les importa o que les afecta. La Mansa Guman asume como propio un deber que debiera ser de todo el país: luchar contra la desigualdad y la discriminación, con que vive la inmensa mayoría de las chilenas en su vida familiar, social, laboral, política, económica, cultural, educacional y recreativa.

En La Mansa Guman están y estarán todas las mujeres. Tienen y tendrán voz las que han sido siempre excluidas y que luchan desde otros territorios. Tendrán voz las “privilegiadas”, las que no están ausentes del mundo público, pero que el machismo no considera en su total magnitud. La MansaGuman no excluirá a mujer alguna.

Esa mirada, ausente de los medios de prensa tradicionales, se complementa con una definición editorial. Nuestras fuentes de información serán siempre mujeres. Estarán aquí LAS expertas y LAS analistas en diversas áreas que el país probablemente no conoce, porque la prensa tiende a reproducir las voces masculinas. En las columnas de opinión y en las secciones hay sólo mujeres, atrevidas, transgresoras, valientes, opinantes y decididas.  Y estarán también las mujeres que NUNCA son noticia, salvo como “dato adjunto”, o nota freak, o agregado a una crónica.

La MansaGuman levanta el puño izquierdo y comparte los buenos sueños, los trasnochados y los nuevos, de una sociedad justa, solidaria, igualitaria, inclusiva, libertaria y diversa, que se forma y se transforma con el halo de muchos pueblos, territorios e identidades.